¿Cómo se Postula a un Colegio en Chile?

He leído últimamente muchos posts sobre el proceso de elección de colegios en España, así que me han entrado ganas de contar un poquito más sobre cómo es el proceso en esta ciudad. Entre Febrero y Mayo de cada año, no hay otro tema de conversación entre los grupos de papás con hijos entre 2 y 4 años: las postulaciones al colegio. De hecho, a partir del año ya es tema de conversación. Y es que es un tema! Yo no entiendo este sistema, no me gusta, y ya os hablaba de ello hace dos años.

En Chile uno postula al colegio un año antes de la fecha de entrada, ¿os imagináis como cambian los niños a esa edad en un año? Bien, pues uno tiene que primero pagar para poder postular, después entregar en el mejor de los casos unos cuestionarios larguísimos, y después empezar una ronda de entrevistas y… ¡exámenes psicológicos a los niños! si preguntas en un grupo, todo el mundo piensa que el proceso es estresante, y que hay que postular a 3 colegios por lo menos. De hecho, incluso he escuchado a padres pedir en las guarderías que se prepare a los niños para los exámenes del colegio, enseñándoles lo que les van a preguntar en los exámenes. Hace poco que estuve con una pareja que no había quedado en ninguna postulación con su hijo, y la verdad…parecía que se acababa el mundo. A mi todo este proceso..no me cuadra. Pero como mi opinión y mi experiencia es distinta, este año he querido preguntarle a amigas que viven en diferentes zonas y buscan colegios diferentes, para que me contaran como han vivido el proceso, cómo eligieron los colegios, y cómo transmitieron el proceso a sus hijos:

¿Cómo se vive el proceso de postulación escolar?

1. ¿A cuántos colegios postulaste?

Mamá N – Al final postulamos a 3

Mamá A- A cuatro

Mamá C- Postulé a 3 colegios

Mamá F – A dos.

2. ¿Porque esa cantidad?

Mamá N – Por incertidumbre del resultado de las postulaciones. Para aumentar las probabilidades

Mamá A – Porque  con 1 o 2 me daba miedo pecar de exceso de confianza. Con 3 podría ser, pero igual me interesaba tener un plan B, del plan B.  Digo, cuando hablaba con otras mamás me hacían sentir que el colegio que eligiera iba marcar hasta el futuro profesional de mi hijo. Los trabajos que iba a conseguir. La pregunta en adultos de ” de que colegio vienes”  no es poco frecuente. Para mí, la fraternidad del colegio es un recuerdo lindo que quedó en el pasado. Me interesa más saber que hace la gente con su vida actual, que dónde escogieron sus padres (por razones económicas, culturales o sociales), pasará sus primeros años de vida.

Mamá C- Porque no sabía cuál quería para M.

Mamá F – Porque tenia que asegurarme y tuve suerte.

3. ¿Cuales fueron los criterios de elección que te llevaron a postular a estos colegios?

Mamá N – Postulé a colegios de distintos formatos, ideologías etc y las fortalezas de unos son las debilidades del otro. Sí tienen en común buena infraestuctura, cercanía, deporte. En resumen las cosas que valoro:

– cercanía a mi casa. Poder llevarlos y recogerlos caminando o en bici. Intentar no usar liebre escolar por seguridad

 – excelencia académica

– importancia del deporte como ente formador

– inglés

– compromiso social

– enseñanza tradicional (en el sentido de no montessori o waldorf)

Mamá A – Que fueran bilingües, con buen nivel académico y corta distancia desde nuestra casa.

Mamá C-

– Educación católica
– Inclusión
– Cercanía a casa
 
Mamá F – Primero cercania y luego primó calidad y tradición.

4. ¿Te estresaba el proceso antes de empezarlo? ¿por que?

Mamá N – Sí, porque desde que llegué a Chile he vivido la angustia de amigos y he comprobado que efectivamente el colegio puede ser determinante en el futuro laboral de mis hijos si deciden vivir aquí, ya que, al menos por el momento,  pesa más que la universidad en la que estudien.

Mamá A – El proceso como tal no, ya las cartas estaban puestas sobre la mesa.  Me estresaba escoger los colegios a los cuales iba a postular, por lo mismo que las personas cuando me hablaban me hacían sentir que le iba a poner un etiqueta para el resto de su vida.  Al ser extranjera no tenía apego a ningún colegio y solo sabía de ellos los resultados en las pruebas del Estado y lo que decían los demás (percepciones!). Una vez conocí una mamá que para cada colegio tenía un rótulo…. Y habló como de 20. No sabía si reírme o asustarme. Claro, después de esa conversación hubo un par que claramente dije “no”

Mamá C- No, lo tome muy tranquila porque estaba postulando a playgroup, entonces si le iba mal postularía nuevamente el otro año con la experiencia de un proceso de postulación anterior

Mamá F – Claro, por el miedo a no quedar en ninguno.

5. ¿Vivió tu hijo/a con estres el proceso? ¿Por qué?

Mamá N – Creo que estrés no, pero si terminó algo cansada

Mamá A – No. Nunca le dijimos que iba a a un “examen”, o que tenía que comportarse de determinada manera. Le decíamos “te invitaron a jugar en un colegio de grandes” o ” las tías (profesoras) de tal colegio quieren conocerte y que les muestres qué has aprendido en el jardín porque tú haces muchas cosas muy bien.  ¿Cómo le fue? Ni idea. Siempre al preguntarle qué había hecho respondía: “nada”.

Mamá C- No, tal vez yo lo tomé muy tranquila, entonces ella lo tomó igual, solo iba a jugar.

Mamá F – No creo, el es muy abierto y nosotros no le traspasamos la preocupación.

6. Una vez terminado el proceso, si tuvieras que repetirlo ¿postularias a la misma cantidad de colegios?

Mamá N – Sí

Mamá A – A la misma cantidad , seguramente. A los mismos colegios no. Hay uno que con sólo la charla de la directora queríamos salirnos a la mitad. Una pérdida de tiempo.

Mamá C – Si, necesitaba conocer más los colegios por dentro, conocer otros apoderados, no soy de santiago, por lo que no conozco a otro apoderados ni mucho los colegios.

Mamá F – Sí

7. ¿Ha cambiado tu opinion sobre los colegios durante el proceso?

Mamá N – Sí, constantemente. Tuve la suerte de poder elegir pero la decisión muy estudiada y reflexionada. De hecho, con el proceso terminado y el colegio elegido mi opinión sigue cambiando.

Mamá A – Si, totalmente. Esto de uno pagar y luego conocer está muy bien pensando…. Para ellos. La verdad, es que 2 mejoraron en cuanto mi apreciación y dos cayeron. Uno en especial quedó muy en el fondo.

Mamá C – Si, necesitaba conocer más los colegios por dentro, conocer otros apoderados, no soy de santiago, por lo que no conozco a otro apoderados ni mucho los colegios

Mamá F – No, ya sabia cómo eran.

8. De toda la documentación que te han pedido o preguntas que te han hecho ¿algo que te haya sorprendido o parecido excesivo?

Mamá N – Sí, en uno de ellos preguntaban sobre el parto o la edad en la que empezaron a caminar y al final no postulamos a ese. Visto después, los cuestionarios que en principio me parecieron un rollo, ahora creo que tienen bastante sentido, porque te hace cuestionarte cosas, reflexionar, leer y pensar qué es lo que realmente quieres

Mamá A – En muchos colegios al ver su proceso de admisión me sentía en un concurso de belleza. Primera ronda, segunda ronda, entrevista con el jurado, ronda final, foto familiar. Mientras leía los acuerdos que hay que firmar aceptando ese proceso solo podía repetir en mi mente una frase que conocí en un película: “You have been weighted, You have been messured, and You have been found……” Esos me parecieron que era un proceso demasiado desgastante para los niños (y los papás!) y traté de no postular a ninguno de esos, aunque después de pagada la postulación nos dimos cuenta que el que menos nos gustó tenía un proceso así. De todas maneras  a ese no volvimos.

Mamá C – Documentos no, en los tres fueron similares.

Mamá F –  En el primer año postulamos a uno católico y preguntaban cuál era nuestro párroco.

9. ¿Te parecen excesivas las pruebas que se realizan a los ninos a tan temprana edad y un año antes de la fecha de ingreso?

Mamá N – Definitivamente, me parecen excesivas, estresantes, muy poco concluyentes y de alguna forma “darwiniano” (dejan fuera “the weakest link” cuando tiene 3 años)
 
Mamá A – 3 de los colegios a los que postulamos me pareció que tenían pruebas sensatas. El cuarto, mejor ni mencionarlo. Ahora, algo para tener en cuenta es que en 1 año los niños cambian mucho, pero si les funciona así, bueno, hay que aceptar las reglas de juego del sistema.
 
Mamá C –  Si, me parece excesivo el tipo de pruebas, en dos colegios nos hicieron hacer pruebas separadas papá y mamá con las mismas preguntas y sin mirarnos, eso me parece de más. También el tipo de preguntas, por ejemplo si fue prematura. En caso de Mi me fue bien en los colegios, ella quedó en los tres a los que postulé, pero ninguno estaba entre los top 30 de excelencia académica, buscábamos otras cosas del colegio, hoy ella está en un colegio de inclusión donde las diferencias se aceptan.
 
Mamá F – Si me parece que el proceso no es justo en general , excepto en uno que era por orden de llegada (Luis Campino)
Esto es solo una pequeña muestra, algunos ejemplos de lo que es y cómo se vive el proceso de postulación en Santiago, porque seguro en regiones no es lo mismo. Mi recomendación sería pensar bien que los colegios a los que se postule cumplan con lo que queremos para nuestro/as hijos, ser sinceros en las entrevistas (porque si no encajas para el colegio, quizá el colegio no te encajará a ti). Y ante todo, no estresar a los niños y hacérselo ver como un juego. Sigo pensando que el sistema no me gusta nada y no lo considero justo, pero así es como funciona en la mayoría de colegios.
suscribete blog asi piensa una mama

10 comentarios en “¿Cómo se Postula a un Colegio en Chile?

  1. Y pensé que el tema del colegio sólo era complicado por aquí, te cuento un poco que también escribí sobre esto el año pasado, acá no se evalúa a los niños, quizás algunos colegios piden que el niño pase un día en clases para ver su comportamiento, pero no más que eso, ya está prohibido por ley el evaluar a los niños de inicial y primaria, eso si nos evalúan a los padres, y como allá acá también hay cuestionarios bastante exhaustivos: como nació, parto natural? Cesárea? A término? Cuando habló, caminó, y así, para Vera hasta nos preguntaron que dibujos veía en la televisión🤔🤔 y claro hay que demostrar solvencia para pagar las pensiones, a parte de los requisitos y cuestionarios hay colegios con tanta demanda que se postula 2 años antes, así que hay padres que cuando su hijo tiene un año o próximo a los 2 ya empiezan a buscar y postular para que empiece a los 3 años en inicial, vaya cosa no?? La verdad me parece demasiado estrés sin contar el gasto que involucra ya que las cuotas de admisión pueden llegar a ser muy altas

    Le gusta a 1 persona

¿me dejas un comentario?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s