Necesito mi «momento ducha»

Desde siempre, me ha encantado entrar en el baño, cerrar la puerta, poner la música a todo volumen y disfrutar de una buena ducha. Cantar, bailar, relajarme, pasarme tanto rato como pueda en la ducha. Esas duchas de fin de semana cuando no hay despertador, ni reloj, ni trabajo, ni colegio que te haga correr.…